¿Cómo manejar el estrés que provoca la Diabetes?

Por: Mariano Salinas

PUBLICIDAD

En general, el estrés no suele ser buena compañía para nadie. Es el culpable de muchos de nuestros malestares físicos y emocionales, por eso debemos controlarlo. Hacerlo es fundamental, en especial si padecemos Diabetes. Aquí te decimos cómo manejar el estrés que provoca la Diabetes.

¿Cómo manejar el estrés que provoca la Diabetes?

Para procurarnos tranquilidad cotidianamente podemos hacer muchas cosas. Tener tiempo para nosotros mismos, darnos días específicos de reposo o buscar espacios de desahogo como el ejercicio, usualmente son buenas opciones. Pero más allá de eso, en lo que respecta al estrés que genera en sí la Diabetes, debemos tomar en cuenta otros puntos en concreto, como:

• Asistir a espacios terapéuticos profesionales, siempre es de gran utilidad para reducir todo tipo de estrés. En ellos nos es posible descargar muchos temas que difícilmente abordaríamos en otros lugares, aminorando así las tensiones emocionales.

• También es de gran ayuda invertir tiempo y dinero en minimizar las incomodidades que causa el padecimiento. Dicho de otra forma, en la medida de nuestras posibilidades, debemos consentirnos y darnos ciertos lujos, para sentirnos mejor.

• Aplicar una buena dosis de disposición a nuestros cuidados es fundamental. Hacerlo ayudará a acelerar la automatización de las nuevas rutinas, minimizando el grado de estrés que éstas pueden llegar a producir.

Finalmente, procurar entender la enfermedad como una mera circunstancia en nuestra vida en lugar de vivirla como un suplicio, siempre servirá para acercarnos a una existencia mucho más tranquila.

¿Qué provoca el estrés?

El estrés se caracteriza por afectarnos de formas muy variadas. Puede provocar insomnio, pérdida de cabello, gastritis, dolores de espalda, depresión, mal humor. Incluso, llega a generar un aumento en los niveles de azúcar en la sangre debido al tipo de reacciones que desencadena en nuestro cuerpo.

Esto último, evidentemente, puede ser un gran problema para las personas que padecen Diabetes, pues complica el control que éstas necesitan tener sobre su glucosa.

Por esta razón, se debe poner atención a la hora de combatirlo, misión que suele ser más difícil de lograr en caso de vivir con dicho padecimiento.

Lo anterior sucede porque el cuidado constante que se requiere para mantener bajo control a la Diabetes, invariablemente, desemboca en algún nivel de presión.

Esto, sumado a los muchos detonantes del día a día (tráfico, problemas laborales, discusiones, etc.), puede llegar a generar estados de ánimo volátiles que son perfectos para producir más estrés. Por este motivo, es necesario aprender a relajarnos por dos vías: la de la vida diaria y la que está relacionada con nuestra enfermedad.

También lee: 

Cómo lidiar con un adolescente con Diabetes

PUBLICIDAD

¿Cómo ayudar sin ser un fastidio?

 

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD